sábado, 24 de noviembre de 2012

DOLOR



Imagen de internet

Que no nos deje indiferentes
el dolor de los demás,
hagamos su llanto nuestro
poniéndonos en su lugar.
No gires la cara,
el que no lo mires
nada cambia.
Verónica O.M.

10 comentarios:

Fiaris dijo...

Asi es amiga,buen domingo,beso.

Verónica dijo...

Para Fiaris
Lo comparto totalmente.
Buen finde amiga
Besitos

silvo dijo...

No debemos pasar de eso además ya lo hemos hablado más veces seguramente recibiremos más de lo que damos, besos!

Beatriz dijo...

A veces es tan tremendo ver el dolor de los demás que se sufre demasiado. Y uno trata de evadirlo. Buen domingo y semana

Anónimo dijo...

Por eso es que a los tibios de corazon Dios los vomita...
La indiferencia, mal de nuestros tiempos.
abrazos

Verónica dijo...

Para SIlvo
Tienes toda la razón Silvo. Se dice que lo que das te vuelve siete veces, o eso creo.
Besos

Verónica dijo...

Para Beatriz
Es cierto nos ocurre eso, pero dar la espalda no soluciona el problema tan grave.
Besos

Verónica dijo...

Para ADELFA MARTÍN
Amiga, nunca lo había ni leído ni escuchado. Lo tendré en cuenta siempre aprendo cosas nuevas, muchas gracias.
En relación a la indiferencia, tienes toda la razón, por desgracia es así.
Abrazos, feliz semana

Francisco Josè Lazo Melhado dijo...

Muy bonita inducción a tener conciencia por el dolor humano!
y realmente considero que es un deber intrìnseco en virtud
del amor que nuestro Dios nos ha brindado.
Pero no debemos ser indiferente como tu dices,
sino que debemos entregarlo! tener ese amor fraternal, humanitario.
Me gusta la forma como lo has expresado
Un cordial abrazo
con mucho cariño Verònica!

Verónica dijo...

Para Francisco Josè Lazo Melhado
Tienes toda la razón, comparto tu opinión.
Es el deber de todos, qué pena esos que giran la cara para no ver lo que no les gusta.
Agradezco siempre tus palabras
Un fuerte abrazo