viernes, 14 de diciembre de 2012

¡POR FIN SE FUERON!



Imagen de internet

Sintió deseos
de mandarlos a paseo
o a pastar cabras.
Pero era tan educada
que aguantó hasta
que se cansaron
y dijeron adiós.
¡Por fin se fueron!
había pensado que les tendría
que poner también la cama.
Algunas personas, eternizan tanto sus visitas que se hacen molestas. ¿No se dan cuenta?
Verónica O.M.

4 comentarios:

Beatriz dijo...

Hay gente que no parece darse cuenta que la buena educación y los modales hace más linda la vida.

Anónimo dijo...

¡¡buenoooo!! de quelos hay..los hay...pero eso generalmente nos sucede cuando las visitas no son completamtnte de nuestro agrado o confianza...aunque aun siendolo, el onceavo es No estorbar...

abrazos

Verónica dijo...

Para Beatriz
Muy cierto Beatriz, quizás no se la den o no quieran dársela.
Besos

Verónica dijo...

Para ADELFA MARTÍN
Muy bueno ese onceavo mandamiento amiga, lo memorizaré jaja
Abrazos, buen finde