PERSONAJES DE ESTA HISTORIA CÓMICA

Rodolfo y Amada, protagonistas
Vidal, amigo de los dos
Silvestre hombre que le guia, primo de la gitana a la que busca
Niños, pilluelos de los que no te puedes fiar
Encarna, gitana, prima del guia
Cándido, padre de Amada
Otilia, Oti, madame del burdel
Adelita, fulana que hará de Vidal un hombre
Deseo os guste, y os haga pasar momentos divertidos...

martes, 19 de agosto de 2014

JEREMY Y YOLANDA 46

Yolanda de pronto dejó de llorar, y sorprendió a sus padres con lo que dijo. -Quiero ir a vivir con la abuela.
Lo dijo en tono alto,  no lo hizo premeditadamente pero podría parecer como si quisiera imponer su voluntad,  pero quien la conociese de verdad se daría cuenta de que no era así. Le había nacido sin pensar.

-¿A vivir con la abuela? -Preguntó la madre.

-¡Si! quiero irme con ella.

Al padre, le cambió el color de la cara de repente. Pero quedó en silencio, la procesión la llevaba por dentro.

-¿Y porqué si puede saberse? Nuevamente preguntó la madre.

-Porque me quiere, y seguro que ella me entiende. Además no quiero que me vean así algunos amigos, incluido Jeremy. No quiero nada con él.

Ahora el padre ya no pudo mantenerse callado, y con gesto altivo espetó. -Eso ni te lo crees, Yolanda. Ahora mismo voy a hablar con él y con sus padres. Este no se va a ir de rositas.

-No irás porque yo no quiero, ni ya le quiero. -Y sin poderlo evitar nuevamente se puso a llorar.

-Bueno, no nos exaltemos. Cuando estemos todos más tranquilos ya buscaremos una solución. -Esta vez fue el padre quien sugirió.

Yolanda se levantó del sofá y marchó corriendo a su habitación. Se escuchó un gran portazo al cerrar la puerta.

-Déjala, mujer. ¡Que se vaya! seguro que mañana verá las cosas de otra forma. Además tenemos que hablar tú y yo.

-¿De qué?

-De mi madre. Hace mucho tiempo que no tenemos contacto,  tú eres cabezota y ella también, pero si partimos de la base que fuiste tú quien se enfadó  con ella...

-Pero con motivo.

-Con motivo o sin motivo, ya es hora de que hagáis las paces.  Además ahora mismo voy a llamarla por teléfono te guste o no.

Y dicho y hecho, fue hacia el teléfono...

-Ring, ring, ring, ring. Sonó  unas cuantas veces.
Al otro lado del hilo telefónico, escuchó una voz muy conocida. Y una punzadita sintió en el corazón.
-¿Quien es? -preguntó tímidamente.

-Soy yo, madre.

-Hijo, qué alegría me has dado, cuanto tiempo sin oír tu voz. Te hubiera llamado, pero no  quería que tuvieras problemas con tu mujer.

-Madre, parecéis niñas, y ya sois bastante mayorcitas las dos.

-Y yo más por supuesto. Soy una pobre vieja que pronto va a estirar la pata.

-No digas tonterías. Te he llamado, para hablarte de mi hija.

-¿Qué pasa con mi nieta? -Preguntó alterada.

-No te asustes que ahora te cuento.

Estuvieron hablando como una media hora. Al despedirse quedaron en verse, después de algunos años sin tener contacto.
En el fondo ambos estaban contentos, aquella situación  los iba a unir de nuevo.
Autora Verónica O.M.
Continuará

8 comentarios:

  1. Leí el anterior capítulo porque lo había pasado sin verlo para enterarme, ya no te dejé comentario porque los resumiré en este.

    Me parece que la actitud de los padres no fue tan mala como lo supuse, ahora que ella se quiera ir con su abuela quizás porque quedó un tanto inconcluso la solución de la madre.

    Se ve que el personaje central tiene un carácter firme y sus circunstancias las maneja con bastante madurez.

    Continuaremos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para Pluma Roja
      Gracias amiga,
      La abuela, la linda abuela solucionará muchas cosas, ¿para qué estamos sino? jaja
      Besos

      Eliminar
  2. Se suelen entender muy bien abuelos y nietos quizás sea que nos volvemos más niños o la experiencia que da la edadm no se.
    Esa situación s muy frecuente, llevarse mal familiares y seguramente este caso lleve a una mayor unión
    La chica si quiere a Jeremy pero está aún en fase de asimilar la nueva situación, besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para silvo
      Será por todo un poco, además por regla general somos más permisivos que los propios padres (los malcriamos)
      Ella lo quiere, pero piensa que tiene algo con la invitada, ay si supiera la de llanto y sufrimiento que se hubiese ahorrado.
      Besos

      Eliminar
  3. Un relato que pone sobre la mesa situaciones cotidianas de la vida y concretamente de las familias . Cada cual es responsable de su actos y de las consecuencias que ellos acarreen.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Armando
      Tienes toda la razón.
      Ay las familias, quien no que levante la primera pie....
      Un abrazo

      Eliminar
  4. El eterno problema de suegra y nuera. Quizás este lo resuelva la nieta.
    Muy buen escrito.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para Josefa
      Y a veces por malos entendidos...
      No andas desencaminada, no digo más que no puedo.
      Besos

      Eliminar

La letras, tienen el poder de llevarte a ese mundo dónde todo es posible, deseo te gusten las mias...