PERSONAJES DE ESTA HISTORIA CÓMICA

Rodolfo y Amada, protagonistas
Vidal, amigo de los dos
Silvestre hombre que le guia, primo de la gitana a la que busca
Niños, pilluelos de los que no te puedes fiar
Encarna, gitana, prima del guia
Cándido, padre de Amada
Otilia, Oti, madame del burdel
Adelita, fulana que hará de Vidal un hombre
Deseo os guste, y os haga pasar momentos divertidos...

martes, 25 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA (24)
Israel la alcanzó de su huida y la abrazó por detrás, María se sintió tan bien que pensó se iba a derretir entre sus brazos.
La giró hacia su pecho, bajó un poco su cabeza para depositar un beso en sus labios que ella alargó al máximo.
Ninguno de ellos sabía demasiado de amoríos, Israel todavía no se había comido una rosca, y ella ni media, pero supieron defenderse para ser su primera vez. 
Aquel beso nada tenía que envidiar a esos de cine, es más, aquel era auténtico.

Mientras tanto, la otra pareja se habían tumbado encima de la hierba esperando a que volvieran.

Jeremy parecía por momentos estar en otro lugar, su rostro mostraba cierta preocupación que no le pasó desapercibida a ella.

-¿Qué te pasa?

-He tenido unas palabras con mi madre. 

-¿Soy yo, la culpable?

-¿Porqué, tú?

-No sé, Jeremy. No quisiera que por mi culpa. -La frase, allí acabó.

-No quiere, que ande con chicas. Piensa que soy demasiado joven, no comprende que pueda estar enamorado.

-¿Lo estás, Jeremy? -Sabía perfectamente cual iba a ser su respuesta, pero...

Para demostrárselo, la fundió en un beso interminable.

En cuanto pudo, toda ella sofocada le dijo: -Me vas a ahogar.

Entonces el la acarició. -Perdóname, mi amor. ¡Es tanto lo que te quiero!
Autora Verónica O.M.
Continuará

viernes, 21 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 23

Se metieron en el río...
Jeremy guiñó un ojo a Yolanda, los dos se apartaron un poco de sus amigos, y a una distancia prudencial los observaban.

María estaba deseosa de tener algo con Israel, la chica estaba hecha un manojo de nervios, pero intentaba a toda costa disimularlo.

Israel deseaba tocar a María, estuvo dudando sin atreverse a ello, pero en arrebato... -María, me gustas.

Ella sintió una oleada de calor, aquello que tanto había deseado se estaba produciendo, sabía a la perfección que sus amigos habían mediado pero no le importó, muy al contrario, deseaba darles un fuerte abrazo a los dos, y a Israel darle un beso de esos de película hasta que los dos quedasen sin aliento.
-También, tu me gustas, es más estoy segura de que te quiero.

Israel deseó apretarla en sus brazos y comérsela a besos, pero no sabía demasiado como debía hacerlo, no deseaba estropear nada de aquello que había nacido entre ambos.

María miró hacia dónde estaban sus amigos, parecía que estaban en sus cosas y sin pensárselo demasiado le plantó un beso en los labios, después echó a correr dentro del río. Israel fue tras ella.

Yolanda por el rabillo del ojo, no había perdido detalle de lo que había sucedido, y muy flojito le dijo a Jeremy. -Ya se han besado. ¡Anda que no corren estos! jaja

-Son almas gemelas, igual que nosotros mi querida Yolanda.
Autora Verónica O.M.
Continuará

miércoles, 19 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 22

Nada más llegar al río, las chicas se quitaron la ropa quedándose  en biquini.
El de María era de color negro con brillantitos, el de Yolanda de color rosa con diminutas florecitas. Los lucían espléndidamente.

Israel le dijo a Jeremy. -No me dijiste que nos íbamos a bañar, así que no me lo he traido.

-Chico, se me olvidó.

Ellas los escucharon y fue María quien dijo: -¡Pues quédate en ropa interior! 

Y eso hizo, se quedó en slip de color marrón. Los ojos de María se dirigieron hacia sus atributos masculinos, Israel la miró, las mejillas de ella se arrebolaron tiñéndose de rojo.

Él sonrió, pensando que aquella tarde se atrevería a declararle sus sentimientos.
Autora Verónica O.M.
Continuará

sábado, 15 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 21

Israel llegó el primero a la cita con Jeremy, estaba algo mosqueado por aquel: vienes y punto.
Conocía a Jeremy desde niños, los dos tenían el carácter bastante abierto, aunque Jeremy tenía mucho más éxito con las chicas, pero el no hacía caso de eso solo tenía ojos para Yolanda. Sabía que estaban muy enamorados, sentía hacia ellos envidia sana y les deseaba lo mejor.

Estaba concentrado en sus pensamientos cuando de pronto vio aparecer a María, vestida con una minúscula falda vaquera que dejaba ver sus bien torneados muslos.
Y venía hacia el...

-Hola Israel. Ya veo que no llegaron los demás

Empezó a sospechar. -¿Quienes? Jeremy y Yolanda, supongo

-Los mismos.

En aquel momento, la hubiese comido a besos pero se tuvo que contener.
Sabía que allí había gato encerrado, dejaría pasar el rato y a ver lo que salía de allí aquella tarde.

-¡Mira, por allí vienen! ¿Has traído el bañador?

-No. ¿Y tu?

-Yo sí, mira. Le enseñó un tirante negro que supuso era del biquini.

-Hola chicos. -Dijo Jeremy.

Yolanda no dijo nada pero sonrió.
Autora Verónica O.M.
Continuará

miércoles, 12 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 20

La madre acabó con la conversación y se fue hacia el salón, llevaba el rostro serio, su hijo era tan joven...

Jeremy decidió marcharse a la habitación, desde allí llamaría a su amigo, buscó su nombre en la agenda y le llamó.
-Israel, allá las siete me esperas en el camino que lleva al río

-¿Y eso para qué?

-Anda y no preguntes tonterías, vienes y punto.

-Vale, allí estaré.

Colgó el móvil y se tumbó encima de la cama, ya no le apetecía ir pero había quedado con Yolanda, y para él era motivo más que suficiente para guardarse su mal humor. Y se dijo: -A otra cosa, mariposa.

Se relamió pensando en la sorpresa que le iban a dar a su amigo, no sabía si tanto a María, dependiendo de si Yolanda había soltado prenda.
Se duchó y secó su pelo con el secador, lo llevaba algo largo pero muy brillante, se vistió con un vaquero y una camiseta negra de tirantes, dejando ver sus fuertes brazos.
Ya estaba preparado para salir, pero se quedó un rato más sentado encima de la cama y pensativo.

Yolanda ya había quedado con María, tampoco la informó demasiado. Se duchó y arregló con esmero, delineó sus ojos haciéndolos parecer más misteriosos, pulverizó en su cuello su colonia favorita oliendo a frescas rosas.
María ya la estaría esperando...
-¡Mama, volveré pronto! 
Verónica
Continuará

lunes, 10 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 19

Al entrar Jeremy, se encontró con los ojos de su madre mirándolo desaprobadamente, para ella todavía era un niño de apenas diecisiete años, y lo que menos deseaba era que se liara con la primera que encontrase. Ya tendría tiempo para ello.

Quiso evitar lo que pasaría, y trató de irse para su habitación, pero su madre lo abordó no permitiéndoselo.

-¡Eres demasiado joven Jeremy! 

El joven se ruborizó al escucharla. -¿Para qué soy demasiado joven?

-No te hagas el tonto, me entiendes a la perfección.

-La verdad es que no te entiendo.

La madre, se empezó a impacientar y soltó lo que todavía no había llegado a pronunciar -Para flirtear con chicas, ya lo harás cuando llegue el momento, eres todavía muy joven y debes pensar en otras cosas. Hazme caso Jeremy, en la vida hay tiempo para todo y no se debe correr, las cosas llegan por sus pasos contados y cuando debe.
Autora Verónica O.M.
Continuará (tiene 62 capítulos)

viernes, 7 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 18

Los ojos de ambos jóvenes brillaban al mirarse, no sabían disimular el sentimiento que sentían hacia el otro.

-Yolanda, podríamos quedar esta tarde, ¿porqué no llamas por teléfono a María? yo quedaré con Jeremy, que le vamos a preparar a estos dos una buena encerrona.

-¿Y eso es lícito?

-Pues claro que si. Lo haremos por el bien de los dos, lo están deseando jaja.

-Vale, esta tarde quedamos. ¿Que te parece a eso de las siete?Iremos al río. Le diré a María que se ponga el bañador, díselo tú a Israel.

-Bien, allí iremos.

-¿Ya das por hecho, que vendrá?

-Pues claro que vendrá, si lo sabré yo.

-Me marcho, pues entonces hasta luego.

-Te quiero, mi amor. ¿Tú me quieres?

-Vaya pregunta, si lo sabes tan bien como yo. ¡Te quiero!
Yolanda se echó a andar, mientras él se quedaba mirándola embobado.

Por la ventana asomó la cabeza su madre, se fijó en como miraba a la chica, se dijo que allí parecía que había algo más que una simple amistad.
Para las madres esas cosas no se escapan.
Autora Verónica O.M.
Continuará

lunes, 3 de febrero de 2014

JEREMY Y YOLANDA 17

Las dos amigas se despidieron hasta el día siguiente.
Yolanda al acercarse dónde vivía Jeremy, lo vio sentado en la cancela de la puerta, esperándola. Sin duda se cansó de estar de pie, al tardar más rato del habitual en pasar por allí. Y se levantó dirigiéndose hacia ella.

-Hola, Yolanda. Te espero desde hace rato.

-Me he entretenido con María, tenía algo que decirme. -Y antes de dar lugar a que Jeremy le quisiese preguntar de que se trataba,  fue ella la que se sinceró con él. -¡Le gusta, Israel!

- Pues vaya, se pondrá contento al saberlo. -¿Y porqué no se lo dice?

-¡No lo hará! María para esas cosas es bastante comedida, antes se queda con las ganas.

-Algo haremos al respecto. La cara que va a poner cuando lo sepa. Y el preocupado porque las chicas no le hacen ningún caso. Aquí ya tiene a una dispuesta a enamorarlo.
Autora Verónica O.M.
Continuará